El Análisis Bioenergético es una psicoterapia comprometida con la premisa de que la mente y el cuerpo, la psique y el soma, son aspectos que no están separados, sino integrados en un todo unificado. Es un método psicoterapéutico creado por los Drs. Alexandre Lowen  y John Pierrakos en 1956. Las raíces del Análisis Bioenergético vienen del psicoanálisis de Freud y del análisis del carácter de W. Reich. Además  ha incorporado los conceptos de la teoría de las Relaciones de Objeto, la teoría del Apego, el Psicoanálisis Relacional y las aportaciones de las Neurociencias. El Análisis Bioenergético es un enfoque psicosomático, dinámico y en evolución. Comprometido en el trabajo corporal como intervención central en el proceso terapéutico El Análisis Bioenergético es una psicoterapia  psicocorporal con un enfoque analítico complejo y riguroso, que integra de forma central la experiencia somática, la expresión emocional y verbal, la teoría y la técnica. El método terapéutico se basa en la dinámica de los procesos somato emocionales, que constituyen el eje central del proceso terapéutico. El foco central reside en al expresión del Sí mismo corporal,  el movimiento espontaneo y las relaciones con los otros. Los  procesos somato-energéticos son aspectos centrales de la curación emocional y psicológica. La búsqueda de la salud emocional  ha de estar sustentada en la integración de la mente con el cuerpo. El Análisis Bioenergético entiende que la historia  emocional de la persona se estructura en la forma y expresión de su cuerpo, tomando en cuenta los traumas, los déficits y los conflictos en el contexto evolutivo de la persona.

Las tensiones físicas acumuladas se convierten  con el tiempo en historia solidifica en el cuerpo. Las aportaciones actuales de las neurociencias avalan esta idea.

 

Alexander Lowen, MD, fundador de la Bioenergética, en 1956, cree que los problemas emocionales en la vida  deben ser entendidos y abordados a través de una combinación de un profundo discurso y una exploración profunda del lenguaje del cuerpo es decir, cómo respiramos, nos movemos y nos expresamos físicamente. Los profesionales  bioenergéticos creen que los bloqueos del bienestar emocional son psicosomáticos. Los problemas de la mente son  revelados y expresados  en el cuerpo. A través de un proceso que va más allá de las palabras, nosotros  ayudamos  activamente a las personas  a moverse hacia sus metas más deseadas. Los recientes hallazgos de la neurociencia han justificado la importancia de trabajar con el cuerpo en la psicoterapia. El Análisis Bioenergético es único, estando en continua evolución y dedicado al crecimiento psicológico y emocional, a la salud vibrante, a la vitalidad, al placer, a la alegría, al amor, a la autonomía y a la rica conexión con  los demás y con el mundo.

       ”Alexander Lowen, MD, fundador del Análisis Bioenergético”